Rutina para lucir sombras metalizadas

De todas las tendencias de la temporada, esta es una de las que más nos gusta. Las sombras metalizadas cumplen con todos los requisitos: son sensuales, glamorosas y crean una mirada impactante. Estamos acostumbradas a usarlas solo en eventos nocturnos, pero esta vez, las sombras metalizadas también se llevan con prendas de día cuando buscamos un brillo sentador y no estamos como para el glitter.

Hoy te vamos a contar cómo dominar el maquillaje de tu mirada y sacarle mejor partido a las opciones metalizadas de tu paleta. Pero para lograr este look no es necesario que recurras a una paleta que solo contenga pigmentos metálicos sino que elijas, de tu paleta diaria de sombras, los tonos que mejor se combinen con esta moda.

Te vamos a contar los mejores secretos que aman los profesionales al momento de aplicar este tipo de pigmentos, y te aseguramos que te vas a convertir en una verdadera experta.

Combinados con looks coloridos y audaces, inspirados en los diseños más avant-garde y fashionistas, los tonos metálicos mandan a la hora de crear un estilismo cool, pero también se llevan con esos outfits básicos que combinan con cualquier cosa. En serio, un imbatible como jean, camiseta blanca y campera de cuero se corona perfectamente con unos ojos de destellos metalizados, te va a hacer subir un nivel.

Los ojos metálicos nos encantan, los maquilladores los eligen para levantar el brillo natural no solo de los ojos, sino de todo el rostro. Vamos a contarte cómo manejar esta tendencia con dos propuestas bien distintas:

Morado metálico

Para lograr estos ojazos elegí un ciruela de The Blushed Nudes Palette para marcar la cuenca, un rosa oscuro y brillante para el centro, el medio y el lagrimal.

Para obtener el mejor resultado, aplicá la sombra brillante con las yemas de los dedos, vas a ver cómo se amplifica el efecto metálico.

Acompañá este estilo con unas pestañas súper volumen de The Colossal Big Shot Washable, dale todas las pasadas. Con las pestañas más es más y mejor.

Ahumado en bronces

El clásico smokey la rompe en su versión bronce. Optá por un color oscuro de The 24K Palette para marcar la cuenca. Usá el tono claro en el centro del párpado y sobre el lagrimal. Terminá con un toque extra de brillo sobre los huesos de tu mejilla y el puente de tu nariz con Facestudio Master Chrome Highlighter.


¡Uh! parece que O Crea una cuenta.